Media Center

‘Nosotros elegimos ir a la luna’

El 21 de julio de 1969, el mundo observaba, contenía el aliento y rezaba por la seguridad del astronauta Neil Armstrong cuando él comenzó su descenso del módulo lunar en la superficie de la luna. Esta fue la culminación exitosa de una visión, un plan y esfuerzo colaborador hacia la meta compartida por muchos americanos.

La visión fue expresada bien por primera vez en un discurso pronunciado por el Presidente Kennedy el 12 de septiembre de 1962. Al describir su visión y su meta, Kennedy declaró:

“Sus peligros son hostiles para todos nosotros. Su conquista se merece lo mejor de toda la humanidad, y su oportunidad para la cooperación pacífica puede que no vuelva nunca de nuevo. Pero algunos dicen ¿Por qué la luna? ¿Por qué elegir esto como nuestra meta? Y también puede que pregunten, ¿Por qué elegimos subir a las montañas más altas?, ¿Por qué?”

 

‘…no porque sean fáciles’

“Nosotros elegimos ir a la luna en esta década y hacer las otras cosas, no porque sean fáciles”, dijo él, “sino porque son difíciles, porque esa meta va a servir para organizar y medir lo mejor de nuestras energías y habilidades, porque ese desafío es uno que estamos dispuestos a aceptar, uno que no estamos dispuestos a posponer, y uno que nosotros intentamos ganar”.

Bill Gates tuvo una visión cuando estableció Microsoft.  Él vio un camino para aprovechar el poder de las computadoras centrales que ocupaban toda una sala y reducirlos hasta que pudieran estar en nuestras mesas de trabajo. Aunque muchos dudaron de la visión de Gates, su meta se hizo realidad.

Steve Jobs también tenía una visión cuando comenzó con las computadoras Apple. Él creía que podía tomar el éxito de Microsoft y dar un paso más, un paso adelante. ¿Por qué estar amarrado a una computadora de escritorio para tener información?  ¿Por qué estar enganchado a una pared para hacer una llamada?   Jobs se llevó las computadoras de los escritorios y las puso en nuestros bolsillos.  

Estos innovadores tuvieron una visión y comprendieron el valor de establecer una meta y seguir a través de ella y hacia adelante. Sus logros no fueron fáciles. En verdad sus visiones se cumplieron, y algunos podrían decir, que contra todo pronóstico.

 

La visión de ATU

En nuestra última Convención, el(los) delegado(s) de su Local y de otros aprobaron una visión y un plan para mover ATU hacia adelante. La Convención fue la culminación de las conversaciones e interacciones del Presidente Hanley con los oficiales Locales guiando hacia una visión y la elaboración posterior de un plan, y por supuesto el curso de la acción hacia una meta tangible.

Hasta la fecha de hoy hemos conseguido un éxito medible, pero tenemos muchas millas que recorrer y no podemos permitirnos descansar.

Decidimos hacer esto, como dijo el Presidente Kennedy “no porque sea fácil” No, nosotros hacemos esto porque, no importa lo insuperables que puedan parecer los obstáculos, es algo que debemos hacer si queremos mantener la fe en nuestros valores y nuestro compromiso de proporcionar un servicio mejor para nuestros pasajeros, una vida mejor para aquellos a los que amamos y para todos los que vienen detrás de nosotros.

Sin embargo, una visión es sólo un sueño hasta que la gente se une para hacerlo realidad. Ahí es donde entra usted. Nosotros necesitamos que usted se una en el gran trabajo que usted ve descrito aquí en una página tras otra de esta revista.

Nada puede pararnos si todos nosotros trabajamos juntos.

Por favor, visite nuestra website www.atu.org para más información y para las últimas noticias de ATU.